27 sept. 2012

Cosas del cole: La plastilina

Uno de los materiales que siempre aparecía en la bolsa cuando ibas a comprar los libros a principio de curso era una cajita llena de pastillas de plastilina o "pastelina", como la llamábamos en mi cole.

La plastilina, inventada por un alemán en el siglo XIX, se usaba mucho en la clase de manualidades por ser un material blandito, que no mancha, y me imagino que tampoco debe ser demasiado tóxico (porque seguramente más de uno le habrá pegado algún bocado a la pastilla).

Se trataba de dar rienda suelta a la creatividad de cada cual y hacer figuritas con más o menos acierto (en mi caso más bien menos, que siempre he sido muy manazas para las manualidades). Cuando terminaba la clase la figurita acababa hecha una pelota hasta el siguiente día que tocaba plastilina.


4 comentarios :

  1. Qué gran invento. Mi sueño habría sido hacer muñequitos como los de las pelis de animación. Y la verdad es que apetecía darles un bocao"
    carlos

    ResponderEliminar
  2. Ohhhhhhhhhh me encantaba, pero lo más curioso es que me encantaba así, sin abrir, en sus paquetitos de colores.

    ResponderEliminar
  3. Y al final juntabas todos los colores y te quedaba gris

    ResponderEliminar
  4. A mi me gusta la platilina incluso ahora, lo malo es que no hay por casa, sino la de figuritas que haría

    ResponderEliminar